A través de las redes sociales, los administradores del local Baropolis de Curicó hicieron saber su malestar por la decisión de la Municipalidad de no renovar la patente de alcohol para seguir funcionando. El documento está fechado el 31 de julio pasado y firmado por jefa del departamento de Rentas, María Eugenia Garrido.

Mensaje

El dueño del recinto, ubicado en avenida España 360, señaló que "nuevamente nos vemos afectados, esta vez no es un incendio, es la municipalidad de Curicó. Los mismos que nos ofrecieron ayuda ante las cámaras y micrófonos, ahora nos quitan las patentes para trabajar, sumándole que la ayuda ofrecida nunca llegó se dan el privilegio de cerrarnos".

Polémica

No hay que olvidar que el verano pasado un incendio destruyó por completo ocho locales comerciales en el sector de la alameda Manso de Velasco. A pesar de los meses, aún no hay claridad de si los afectados recibieron o no los siete millones ofrecidos por las autoridades, dinero que iba a ser gestionado por el Servicio de Cooperación Técnica, Sercotec, en Talca.


Publicar un comentario

 
Subir