Por conducción en estado de ebriedad con resultado de muerte y por darse a la fuga sin prestar ayuda a la víctima, fue formalizado Sebastián Soto Bravo, de 24 años, único imputado en la muerte de Sara Muñoz, cuyo cuerpo fue encontrado en la cima  del cerro Carlos Condell el martes pasado. Tras escuchar a las partes, el Tribunal de Garantía de Curicó determinó la prisión preventiva para el acusado, medida cautelar que se cumplirá en la cárcel de Cauquenes.

Volcamiento fatal

De esa forma, quedó descartada una violación y homicidio, como se especuló en las primeras diligencias realizadas por la PDI.  El fiscal Felipe Novoa señaló que ambas personas compartieron bebidas alcohólicas y sustancias prohibidas con dos amigos y luego subieron al pulmón verde en motocicleta, donde volcaron. "Producto de la caída e impacto con la calzada y objetos en su arrastre, la víctima resultó con un traumatismo cerrado de tórax severo", lesión que a la postre le costó la vida.

No prestó ayuda

El persecutor precisó que Sara Muñoz no habría perdido la vida "si hubiera recibido atención médica oportuna. En esas circunstancias, el imputado viendo el grave estado de la salud en que quedó la víctima y el riesgo de su vida producto de su conducción y, por lo anterior, estando obligado por norma legal, no realiza ninguna actuación o actividad a fin de prestarle ayuda". Novoa sostuvo que el acusado ni siquiera le pidió ayuda a terceros y informó de lo sucedido a la policía o a un centro asistencial.



Publicar un comentario

 
Subir