La presidenta de esa entidad, Erika Adasme, criticó el actuar de las autoridades regionales y comunales.  “Ha habido mucha deficiencia y eso se tiene que ir subsanando de alguna manera. Que no tengamos los ciudadanos que andar mendigando salud, es un derecho que nos corresponde y es un deber de las autoridades hacer que estas cosas funcionen porque Chile no es un país pobre”, apuntó.

Agregó que han vivido de cerca las deficientes de nuestro sistema de salud. “Hemos visto como una cantidad de personas conocidas, queridas, familiares han fallecido en los pasillos del hospital. Cuando se instalaron los dos SAR que tenemos tampoco se hicieron funcionar como se debía y hubo que pedir en reiteradas ocasiones para que funcionaran 24/7; y hay dineros que han llegado para eso y tampoco han sido usados como corresponde”, indicó. 

Módulo de militares

En tanto, Erika Adasme destacó el apoyo brindado por el Ejército que dispuso de infraestructura especial para atender las unidades críticas, especialmente a los pacientes que padecen de Covid-19. “Dar infinitas gracias a nuestro Ejército”, indicó. De paso,  recordó la ayuda de los militares argentino que instalaron un hospital de emergencia tras el terremoto de febrero de 2010. “También hacer un reconocimiento al Ejército argentino cuando estuvo acá salvando tantas vidas y que apoyo tanto a nuestra ciudad”, sostuvo.

Por último, la presidenta de la Fundación Justicia por Amor le mandó un mensaje a la comunidad en el contexto de la pandemia. “Si la gente sigue siendo porfiada, siguen juntándose en fiestas clandestinas y haciendo caso omiso de las reglas que hay que cumplir, vamos a seguir infectados”, lamentó.



Publicar un comentario

 
Subir