La estrategia de la defensa del  empresario era que pudiera recuperar su libertad para estar con sus seres queridos las Fiestas Patrias. Sin embargo, la Corte de Apelaciones de Talca ratificó el dictamen del juzgado de Garantía de Curicó, el cual estimó que Paredes aún era un peligro para la sociedad, pues conducía con 2,89 gramos de alcohol en la sangre. El acusado protagonizó un choque múltiple a fines de mayo pasado en la Ruta 5 Sur, donde perdió la vida un profesional de la empresa Agrozzi.


Nada nuevo

La situación de Paredes no ha cambiado en estos casi 4 meses tras las rejas, desde cuando fue formalizado por el delito de manejo en estado de ebriedad con resultado de muerte. Todavía está pendiente un recurso presentado en el Tribunal Constitucional, con el cual su defensa pretende determinar que solo arriesga una condena menor que, incluso, podría cumplir en libertad. Visión muy distinta a la que tiene la parte querellante que espera una sentencia de hasta 10 años de cárcel.



Publicar un comentario

 
Subir