Una nueva y grave denuncia afecta al municipio curicano. Ahora, hasta el Ministerio Público llegaron los concejales Jaime Canales y Francisco Sanz para entregar una serie de antecedentes que podrían ser constitutivos de delitos y que involucrarían a algunos funcionarios municipales, en especial, de la Dirección de Desarrollo Comunitario (Dideco).


Tortas

Por ejemplo, las autoridades señalaron que se deben aclarar presuntas anomalías en la designación de empresas que prestan servicios a la Municipalidad de Curicó como compra de alimentos (tortas) y cócteles. Los concejales reconocieron que datos concretos no tienen, pero que vale la pena investigar a fondo el tema. Trascendió que en el último tiempo se gastaron más de 120 millones de pesos en tortas, las cuales se regalaron en actividades sociales, cifra a todas luces muy alta.


Denuncia y carta

Debido a la situación que se vive en la Dideco, hace algunas semanas se cambió de director de esa repartición. Una vez en el cargo, la nueva directora denunció los hechos y se confirmó que hay un sumario interno en curso. Además, se conoció de la renuncia de la presidenta comunal de la DC, quien precisó a través de una carta pública que dejó el partido por presuntas anomalías en el municipio. Como dicen por ahí "cuando el río suena es porque piedras trae".


Publicar un comentario

 
Subir