El gobernador provincial, Roberto González, señaló que tomó contacto con la seremi de Salud para una fiscalización del río. “Hemos recibido el llamado telefónico del Intendente, Pablo Milad, razón por la cual hemos querido acompañar a la alcaldesa a la rivera del río y hemos podido inspeccionar ambos sectores de la bocatoma, en este caso de la compuerta y nos hemos dado cuenta que tiene una viscosidad el agua y olor que, según la alcaldesa y lugareños del lugar, no es habitual razón por la cual, nos hemos puesto en contacto con la seremi de Salud, Marlenne Durán, quien dispuso que profesionales de la unidad sanitaria de Curicó tomen algunas muestras para darle tranquilidad a la población”, sostuvo la autoridad provincial. González agregó que durante esta semana “se espera que podrían estar los resultados de las muestras obtenidas en está fiscalización”.  En tanto,  se recomienda a la comunidad no bañarse en el río Teno hasta que se determine lo contrario.

ANÁLISIS

La seremi de Salud, Marlenne Durán, señaló que “se fiscalizó el sector de bocatoma del puente sobre el río Teno y que se tomaron dos  muestras de agua para análisis. Se evidenció presencia física de restos de lodos de algunas plantas de tratamiento. Hemos solicitado a la Municipalidad que instale señalética indicando que el agua o el sector no es apto para el baño”. En tanto, la alcaldesa de Teno hizo un llamado a la comunidad a no bañarse en el lugar. “Bueno los vecinos nos dicen que el agua está contaminada, de muy mal olor, turbia, viscosa y están muy preocupados y ya se han retirado. Y nos preocupa porque aquí se bañan niños y no queremos que se vea afectada la salud de los mismos, por eso agradecemos al Gobernador que esté aquí en la voz del Intendente y que pueda venir la seremi de Salud a tomar las muestras necesarias y que nos quedemos con la tranquilidad que no vaya a pasar a mayores”, dijo.



Publicar un comentario

 
Subir