Ante el jefe de la VII zona del Maule, general Fernando Lobos, las autoridades policiales de la puerta norte de la región expusieron las medidas que se aplicarán de aquí hasta fin de mes, donde destacan las comprar por las festividades de esta época de año. Fue así, que en forma remota, dieron a conocer sus programas el prefecto (s) de Curicó, teniente coronel Cristian Fuentes, y los comisarios de Curicó, Licantén, Teno y Molina.

Los oficiales abordaron las distintas tareas preventivas que se llevarán a cabo en las distintas comunas con el propósito de disminuir los delitos, aumentar la sensación de seguridad y dar cumplimiento a lo dispuesto por el ministerio de Salud ante la pandemia por el Covid-19.

Las labores preventivas que se desarrollarán en la provincia de Curicó se enfocarán en los puntos de mayor flujo de personas, evitando el aumento de robos, hurtos y aglomeraciones de consumidores.

Restricciones

A diferencia de otros años, y con la vigencia del toque de queda, la gente no puede desplazarse sin los permisos necesarios, por lo que Carabineros, en conjunto con personal municipal, Ejército y PDI, realiza exhaustivos controles a transeúntes y conductores.

Por lo anterior, cada una de las preparaciones de los próximos servicios preventivos policiales están orientadas a la realidad delictiva de cada comuna, enfocados en permitir a las familias disfrutar de unas felices fiestas de fin de año. 



Publicar un comentario

 
Subir