Tomando en cuenta que aún hay mucho temor a contagiarse de Covid-19, la mayoría de los padres y apoderados de establecimientos educacionales subvencionados y privados  de la puerta norte del Maule decidieron no enviar a clases presenciales a sus pupilos. De hecho, hubo presencia de estudiantes en 22 recintos de Curicó, cinco de Molina y otros cinco en Teno. 

Coordinación

En contacto con diario La Prensa, el director provincial (s), Raúl Sánchez, explicó que "fueron 32 los establecimientos que abrieron sus puertas para recibir a los alumnos que escogieron volver a clases presenciales, lo que se coordina con el proceso educacional remoto escogido por aquellos apoderados que así lo prefirieron, proceso que está en pleno funcionamiento", acotó.

                                                              Imagen de contexto




Publicar un comentario

 
Subir