Se trata de Ernesto Ibarra Galaz, quien se hiciera conocido en todo el país al devolver $100.000 que encontró en la calle y que entregó íntegramente a una conductora que había estacionado en una de las calles en que trabajaba este honrado parquímetro que lleva más de dos décadas en ese oficio. Sin embargo, el destino le tenía preparada una mala jugada: está muy delicado de salud debido a que sufrió tres accidentes vasculares, siendo el primero el 11 de agosto pasado. Se encuentra postrado, ya que perdió el equilibrio y la coordinación, lo que le impide caminar.

Campaña solidaria

Por tal motivo, el sindicato de parquímetros inició una campaña para ir en ayuda de su compañero. De hecho, con el apoyo del concejal Francisco Sanz, "Don Ernesto" será sometido a un tratamiento kinesiológico. Este apoyo fue agradecido por su hija, Maritza Ibarra Cerda. "Encuentro que es algo maravilloso porque él lo que más necesita es eso, una terapia que lo empiece  a reforzar para que pueda volver a caminar y a tener más fuerza en su cuerpo", dijo.

 


"Que vuelva a ser una persona normal"

En representación de la directiva de los parquímetros habló Manuel Guzmán, quien señaló que se encontraba muy agradecido de la ayuda que ha recibido su colega y amigo. "Me encuentro emocionado de ver que se hará realidad un tratamiento con kinesiólogo para que pueda caminar. Que lo bendiga el Señor para que Ernesto algún día vuelva a ser una persona normal. Al verlo postrado, me siento tan mal, sicológicamente he estado mal todo este tiempo, solo pensando en él", reconoció.




"Devolver la buena vibra"

Una de las autoridades que ha prestado ayuda en este caso es el concejal Francisco Sanz, quien fue contactado por el presidente del sindicato de parquímetros. La autoridad comunal señaló que este caso es muy emblemático e importante "porque hace un tiempo atrás todo Curicó y Chile celebró a Ernesto por su acto de honradez y transparencia cuando devolvió los $100.000 a una señora que se le habían caído en la vía pública. Todo el mundo lo celebró en las redes sociales y en la mesa el día domingo. Ahora es el momento de devolver esa buena vibra y de darle a este señor, que fue muy honrado, una ayuda. Lo hemos visitado y hay que tenderle una mano y en lo particular he conseguido un diagnóstico para ver qué tipo de tratamiento necesita y luego es probable que tengamos que trasladarlo para una terapia gratuita para lograr su pronta recuperación".

Publicar un comentario

 
Subir