El tribunal Oral en lo Penal de Curicó decretó la pena de siete años de cárcel para un hombre, de 31 años, acusado de homicidio simple frustrado, hecho registrado el 25 de noviembre del año pasado. La condena deberá cumplirse íntegramente, por lo cual el imputado no puede optar a ningún beneficio. Sin embargo, se le descontarán los 383 días que ha permanecido en prisión preventiva,
No hay que olvidar que el acusado prendió fuego con un encendedor a la cama de un compañero de labores, quien estuvo a punto de morir quemado. De hecho, resultó con más de un 30 por ciento de su cuerpo dañado por las llamas. El ataque se produjo en un container al interior del fundo San Luis, ubicado a la altura del kilómetro 29 de la ruta J-65, en la localidad de Potrero Grande. 


Conformidad

Tras la lectura de la condena, la fiscal Leticia Flores se mostró conforme con lo resuelto por el tribunal, aunque el Ministerio Público había formalizado por un delito más grave. "La Fiscalía acusó por homicidio calificado frustrado, el tribunal condenó por homicidio simple frustrado. Se alegó por la defensa una circunstancia atenuante que es colaboración sustancial  al esclarecimiento de los hechos", apuntó. La profesional reiteró que el ataque fue muy grave, pues el imputado actuó sobre seguro. "Al momento que inició este fuego, la víctima se encontraba durmiendo y bajo los efectos del alcohol y eso hizo que no pudiera reaccionar ante los hechos que se estaban desencadenando como tratar de huir del lugar o apagar el fuego", indicó.






Publicar un comentario

 
Subir