A través de una declaración pública, el presidente regional de la DC, Gerardo Muñoz, dio a conocer la reacción de la colectividad a la renuncia del actual parlamentario por el distrito 17 Pablo Lorenzini.
En el documento, se lamenta la decisión dada la dilatada trayectoria de servicio público y de servicio a la comunidad que tiene el honorable. Sin embargo, se aclara que “en nuestro actual ordenamiento institucional no existen las órdenes de partido por lo que exigimos a nuestro ex camarada que, coherentemente con su alta investidura, entregue una mejor explicación sobre su renuncia al partido. La declaración prosigue afirmado que “desde hace un tiempo, el diputado Lorenzini ha venido votando, en los diferentes proyectos de ley y en otras materias propias de su cargo, de una manera que no guarda fiel coherencia con las ideas y valores del partido que lo ha postulado al Parlamento desde 1997. En otras palabras, esta renuncia viene a sincerar que él ya no piensa ni actúa como militante del partido.

Seguir en la senda


En la declaración se especifica que “pertenecer a la Democracia Cristiana supone creer y valorar una épica colectiva que tiene por objeto luchar por el bien común, poniendo como centro de la acción política a la persona humana, de manera que todo hombre y toda mujer alcance su mayor realización material y espiritual posible, en el seno de nuestra convivencia democrática”.  Por último se agrega que la Democracia Cristiana de la Región del Maule no se quedará en los lamentos y trabajará con especial dedicación y entusiasmo “junto a la senadora Rincón, al diputado Matta, a sus alcaldes, Cores y concejales, pero muy especialmente, junto a sus líderes sociales y militantes de base, para promover nuevos liderazgos fieles y coherentes a nuestra doctrina y de esta forma seguir sirviendo a nuestra Región y a las personas más vulnerables.



Publicar un comentario

 
Subir