Más de 150 hectáreas (75 de pino, 30 de matorral, 15 de pastizal y 30 de desechos), ha consumido el siniestro denominado “La Quebrada”, en la localidad de Los Quillayes de Sagrada Familia. El incendio está siendo combatido por la Conaf con cinco brigadas y el apoyo de tres aviones cisterna, además de maquinaria de un fundo particular, personal municipal y voluntarios de Bomberos de la comuna.

Debido a que las condiciones empeoraron en las últimas horas, el gobernador provincial, Roberto González, informó que la “Onemi Maule, bajo firma de la Intendencia regional, procede decretar Alerta Amarilla para este incendio forestal, permitiendo afrontar la emergencia con mayores recursos, por lo cual esperamos que en las próximas horas pueda ser controlado, para finalmente ser extinguido”, dijo.

Más incendios en la provincia

En tanto, el encargado de Emergencias y Protección Civil de la Gobernación Provincial, Antonio Paz, señaló que el incendio se encuentra activo. “Con propagación lenta e intensidad baja en el frente de avance. Está siendo atacado con recursos públicos y privados”, apuntó. Agregó que “debido a la ola de calor, fuertes vientos han dificultado el combate aéreo y terrestre”.

La autoridad sostuvo que en las últimas horas se han controlado otras cuatro emergencias en la puerta norte del Maule. En el fundo Santa Julia de Curicó se quemaron poco más de tres hectáreas, cero coma uno en la localidad de Parronal en Hualañé, media hectárea en el sector Cuesta Los Morrillos de Rauco y cero coma cuatro hectáreas en la localidad de Pichingal de Molina.



Publicar un comentario

 
Subir