La seremi de Salud del Maule, Marlenne Durán, entregó nuevos antecedentes respecto a la investigación respecto al primer caso de la variante Delta detectada en el país, correspondiente a una mujer de 43 años, proveniente de Estados Unidos, quien posteriormente se dirigió a San Javier al funeral de su padre. 

Mentiras

Según la autoridad, la mujer no dijo la verdad respecto a la fecha en que se realizó la ceremonia fúnebre y no habría respetado todas las indicaciones que le dieron en la Región Metropolitan, tras su arribo al Aeropuerto de Santiago.

"Nos encontramos con que el funeral había sido realizado el 5 de junio y no el 4 como nos había relatado la paciente y su grupo familiar, quienes finalmente terminaron reconociendo que la paciente había faltado a la verdad en la investigación epidemiológica, y que ella sí había llegado al final del funeral", dijo.

Porfiada

Durán indicó que la paciente "viajaba con un permiso en que indicaba claramente que el vehículo en el cual se desplazaba no debía hacer ninguna parada en el camino, y la dirección a la cual ella se debía dirigir directamente, y ella, en conjunto con las personas que vivían en esa dirección -otros dos adultos y un menor de edad-, no podían salir de la casa por 10 días y no podían recibir visitas". 

Agregó que "ninguno de ellos cumplió con esta indicación de la seremi, pues todos asistieron al funeral ese día, es por eso que tanto a nivel central como nosotros, hemos tomado medidas administrativas. A estos pacientes (a los mayores de edad) se les cursó el sumario sanitario correspondiente por infringir la normativa sanitaria y las indicaciones, y todos los antecedentes fueron derivados a la Fiscalía".




,

Publicar un comentario

 
Subir