Se trata de seis antisociales que se dedicaban a realizar robos en distintos puntos del país. Los tres hombres que integraban la banda quedaron en prisión preventiva, mientras que las mujeres quedaron con arraigo nacional. Los delincuentes, se llevaron casi 50 millones de pesos desde un local de La Despensa de Curicó y lograron un botín similar desde la carnicería La Reina de Molina. Según el ministerio Público,  se hacían pasar por trabajadores de una empresa de seguridad. Una vez que lograban la confianza de los dependientes de los locales comerciales, desactivaban los dispositivos como alarmas y cámaras. Las detenciones se concretaron en la Región Metropolitana tras al menos 10 allanamientos de viviendas de distintas comunas del sector surponiente.

Medios de pruebas

En las diligencias policiales, se recuperaron dos vehículos, dinero en efectivo y una gran variedad de herramientas ocupadas en los ilícitos como oxicorte, inhibidor de señales de teléfonos celulares, cámaras fotográficas, escaleras y carne congelada, presumiblemente, robada en algunos de los locales comerciales a los que ingresaron ilegalmente.


400 millones

En la Séptima Región, la banda, además, participó de robos a un local comercial en la comuna de Maule y un supermercado en San Clemente. Además, se investiga su participación en hechos registrados en Coquimbo y La Serena, en la Cuarta Región. Se estima que los delincuentes habrían obtenido cerca de 400 millones de pesos en los robos acaecidos en los últimos meses.

Asociación ilícita

El operativo para desarticular la banda fue articulada por la Unidad de Análisis Criminal del ministerio Público regional. El fiscal a cargo, José Alcaíno, señaló que estamos en presencia de una asociación ilícita, la cual está integrada por experimentados "lanzas internacionales", quienes tenían planificado viajar a Europa, donde algunos tienen causas pendientes con la justicia. Agregó que era una banda muy especializada. "Había ciertos patrones comunes como vehículos que prestaban cobertura, ingresaban haciéndose pasar por técnicos de una empresa de seguridad e inhabilitaban las alarmas", dijo. El profesional del ministerio Público dijo que, posteriormente, realizan turnos de vigilancia y entraban a los locales durante la noche.



Publicar un comentario

 
Subir