El planteamiento lo realizó el concejal de Renovación Nacional Francisco Sanz, tomando en cuenta que en la actualidad son solo siete los integrantes del departamento de Inspección Municipal. De hecho, la entidad se formó en 1982 y, tras 36 años, esa cifra no ha aumentado prácticamente nada. "Cada vez existe una mayor presión de la comunidad por fiscalizaciones en diversas áreas y más ordenamiento de la ciudad”, expresó.
Por esa razón, Sanz manifestó su postura a favor de fortalecer el departamento municipal a través de un aumento de personal y dotación de herramientas tecnológicas. “De esa manera, los inspectores podrían tener toda la información en línea y hacer su labor de forma más expedita”, indicó.


Reunión

El concejal hizo esas declaraciones tras reunirse con el jefe del organismo, Edmundo Díaz, quien compartió la inquietud de la autoridad. “En este período, la población curicana ha aumentado considerablemente. Lo mismo ha sucedido con la labor que desarrollamos. Necesitamos una mayor dotación de inspectores para fiscalizar el comercio ambulante y otras áreas, ordenanza de espacios públicos, y distintas leyes; además de las citaciones del juzgado de Policía Local y reclamos de la comunidad”, precisó. Agregó que lo ideal sería contar con 12 funcionarios y así dar cobertura tanto al sector urbano como rural.

Publicar un comentario

 
Subir