Tomando en cuenta que se vulneraron sus derechos esenciales como estar en un ambiente seguro, la guagua de un año y siete meses deberá ser derivada a un centro especializado dependiente del Servicio Nacional de Menores o a un familiar cercano responsable. Recordar que su vida estuvo en peligro tras comerse un pito de marihuana que sus padres dejaron irresponsablemente cerca de su cuna, hecho acaecido ayer en la población Luis Cruz Martínez de Curicó.

Traslado

Fue la propia madre que llevó al bebé al Hospital debido a que presentaba convulsiones. En el recinto debió confesar lo que pasó y el menor fue trasladado al Hospital Regional de Talca para estabilizarlo. Habrá que esperar que determina la justicia en este caso, por un lado el Ministerio Público y por otro el Tribunal de Familia.


Publicar un comentario

 
Subir