La seguridad pública, y en concreto la delincuencia, es una de las  materias que más le preocupa a Pablo Chávez, quien mediante un oficio en la última sesión del Consejo Regional solicitó al intendente y al jefe de defensa nacional una mayor dotación de seguridad para el resguardo y fiscalización en horarios de toque de queda y en cuarentena.
El consejero regional afirmó que la comunidad le ha planteado ese problema. “He recibido innumerables denuncias de juntas de vecinos de distintas poblaciones, pymes, y personas que han visto mermada su tranquilidad y seguridad a causa de la delincuencia en sus sectores. Principalmente se trata de robos por sorpresa y robos tanto en lugares habitados como no habitados”, puntualizó. Por tal motivo, la autoridad regional precisó que existe una creciente sensación de inseguridad, que incluso alcaldes han observado con preocupación. “Como señala un estudio de la Asociación Chilena de Municipalidades, el 85 por ciento de los municipios tiene la percepción de que los delitos han aumentado. Lamentablemente, esa realidad no se ve reflejada en los datos oficiales porque muchos de los actos delictuales no alcanzan a consumarse y para evitar trámites no se realizan las denuncias ante la autoridad competente, sin embargo, el drama de las familias se acrecienta”, indicó.

Oficio

Sobre su petición en la última sesión del Consejo Regional, Pablo Chávez señaló que se trata de una iniciativa que había que impulsar en el corto plazo, agilizando las gestiones que permitan darle tranquilidad a los vecinos de la provincia de Curicó. “Se trata de hacer lo necesario en el momento oportuno. Existen familias que lo están pasando mal con esta pandemia ¿acaso queremos que el flagelo de la delincuencia aumente aún más la ansiedad?, acotó.
Sobre sus atribuciones, puntualizó que “no es materia de mi puesto hacerme cargo de la seguridad pública comunal, pero si recibo constantes denuncias de la gente y como autoridad debo buscar una solución o ¿quedarme de brazos cruzados? No, no es mi naturaleza, es por ello, que espero que mi propuesta  tenga efectos concretos en la realidad comunal de mis vecinos”. El consejero regional aseguró que es inconcebible que transiten libremente  inescrupulosos que solamente buscan aprovecharse de la clase media y de los pequeños empresarios justo en medio de una pandemia. “Por ello, he solicitado además el apoyo de varios parlamentarios para que pidan endurecer las penas para los que cometan delitos en un estado de catástrofe”, apuntó.



Publicar un comentario

 
Subir