El siniestro afectó a una casa al interior de la población Puente Alto, en el sector norte de Curicó, a metros de uno de los faldeos del cerro Carlos Condell. La emergencia se inició minutos antes de la cinco de la madrugada de ayer martes al fondo del pasaje Nazareth, donde hay varias casas de material ligero. Gracias el trabajo de casi una treintena de funcionarios de cuatro compañías de Bomberos de la ciudad, las llamas fueron controladas rápidamente y no se registraron heridos debido a que el inmueble se encontraba sin moradores. Lo que llamó la atención es que tres horas antes del incendio declarado, voluntarios debieron apagar el fuego que quemó algunas malezas. El encargado de Emergencias de la Municipalidad de Curicó, Marcelo Quitral, afirmó que a las 1:00 horas hubo al lado un incendio de pastizales y después a las cinco se quemó, según Bomberos, como una choza tipo mediagua sin moradores”.

¿Intencional?

Por tal motivo, expertos trabajan en la hipótesis de que el incendio fue intencional. De hecho, en el pasaje vive una mujer animalista, Susana Padilla Aránguiz, de la Fundación Almas en el Camino, quien denunciado que recibió amenazas porque, supuestamente, habitantes del sector no apoyan que mantenga en ese lugar a casi 150 animales. “Sufrimos un atentado incendiario. Logramos sacar a todos los perritos y gatitos sanos y salvos, pero fueron las casitas las que sufrieron los daños. Necesitamos frazadas ya que las que teníamos resultaron mojadas”, escribió en su Facebook, donde dejó una cuenta bancaria para aportes.




Publicar un comentario

 
Subir