"Bota Responsable" es la nueva campaña del ministerio del Medio Ambiente que busca reducir la contaminación generada por el mal manejo de la “basura Covid-19”, haciendo un llamado a la ciudadanía a redoblar los cuidados sobre el manejo de mascarillas o guantes desechables. 

A la basura

La titular de esa cartera, Carolina Schmidt, sostuvo que “la llegada del Coronavirus masificó la utilización de mascarillas o guantes, en su mayoría plásticas, las que una vez utilizadas se transforman en residuos, porque no son biodegradables ni reciclables. Por eso hacemos un llamado a cuidarnos utilizando siempre mascarillas, pero ser responsables con ellas una vez que dejamos de usarlas para que no contaminen nuestro entorno”.

Ser precavidos

La titular de Medio Ambiente aconsejó que las mascarillas o guantes de plástico deben ser desechados en la basura, tomando todos los resguardos: en una bolsa separada esos elementos y utilizando doble bolsa antes de botar en el caso de hogares con personas con Covid-19, evitando poner en riesgo a los recicladores y recolectores.

Grave contaminación

Las mascarillas pesan aproximadamente cuatro gramos, por lo que fácilmente pueden ser trasladadas por el viento hacia entornos naturales como ríos, lagos o el mar. Debido a que están hechas de elementos plásticos, tardan alrededor de 450 años en degradarse, contaminando gravemente el medio ambiente si no se botan de forma adecuada.



Publicar un comentario

 
Subir