La capital de la puerta norte del Maule sigue encabezando la cifra de víctimas fatales por la pandemia a nivel regional, dato clave para que las autoridades sanitarias decretaran cuarentena total desde el sábado pasado y que fue muy resistida por la gente y el comercio curicano.
Solo entre enero y febrero de este año, 75 personas perdieron la vida en Curicó producto del Coronavirus, especialmente, adultos mayores.

Preocupación
La seremi de Salud, Marlenne Durán, señaló que "Curicó tiene la mortalidad más alta de la Región del Maule, incluso más alta que el promedio país que de 64 y Curicó tiene una mortalidad de 73. Es muy alto, es muy preocupante. Acá en la comuna de Curicó han fallecido muchas personas producto del Covid y eso es lo que necesitamos detener".



Publicar un comentario

 
Subir