Tomando en cuenta que casi 12 mil clientes de CGE quedaron sin energía eléctrica producto de la última suave lluvia que se registró en Curicó, los concejales Francisco Sanz y Jaime Canales interpusieron una denuncia ante la Superintendencia de Energía y Combustibles (SEC) en Talca. 
Francisco Sanz señaló que con esta acción se busca que el organismo realice una amplia fiscalización y que la empresa  realice las mantenciones al tendido eléctrico para evitar nuevos apagones. “Existe bastante molestia en la comunidad por estos cortes de luz. Estamos preocupados por este tema, el cual se lo dimos a conocer al director regional de SEC, Francisco Valdebenito, quien expresó su deseo de poner en funcionamiento una oficina de reclamos en el municipio curicano ”, adelantó. Sin embargo, Sanz reclamó que se mandó un oficio desde la capital regional hace un par de semanas, pero que al alcalde se les traspapeló porque no se ha sabido nada, por lo cual ellos agilizarán el tema.



Nula respuesta

En tanto, Jaime Canales expresó su molestia por la nula respuesta entregada por la CGE que mantuvo a varios sectores a oscuras el domingo pasado, lo que se suma a que no se han realizado las podas a aquellos árboles que generan problemas al tendido eléctrico.
“La CGE no está a la altura de lo que la comunidad requiere. Durante el año pasado, varios sectores permanecieron sin electricidad por semanas”, aclaró. Agregó que la empresa no ha ejecutado los trabajos para evitar los problemas que se generaron en el 2017.
“Estos trabajos debieran iniciarse rápidamente para así evitar nuevos inconvenientes con las lluvias”, enfatizó.

Publicar un comentario

 
Subir