Cuando se jugaban los últimos minutos del encuentro entre Provincial Curicó Unido y Everton, el preparador físico del elenco oro y cielo, Gonzalo Sánchez,  protagonizó un confuso incidente que terminó con la puerta del camarín visitante con un forado, por lo cual fue detenido y citado por la justicia en el contexto de violencia en los estadios.

Versión

A través de un comunicado oficial, Everton señaló "que queremos aclarar que en este hecho no hubo agresión ni malos tratos de parte de nuestra institución ni con el personal del estadio, del club, ni con Carabineros. Como club rechazamos cualquier tipo de acto de violencia en los estadios y nos haremos cargo de los costos que implique el arreglo de la puerta".

                                                          Foto diario La Tercera

Publicar un comentario

 
Subir