Los concejales de Chile Vamos Jaime Canales, Mario Undurraga y Francisco Sanz expresaron que el municipio curicano habría incurrido en un grave “desorden administrativo”. Esto en el marco del informe elaborado por Contraloría Regional del Maule respecto a trabajos que no se habrían ejecutado en el Santuario El Carmen, pero sí se habrían cancelado. Uno de los aspectos que dejó en evidencia el organismo fiscalizador es que el municipio no ha llevado a cabo el sumario con el que se había comprometido y además “se detectaron discrepancias en las cantidades de obra realmente ejecutadas, así como también se determinó que el acta de recepción única elaborada carece de la información primordial que debía contener, sin ser concluyente en cuanto a la calidad, nivel de terminación y conformidad de las obras realizadas, respecto a sus antecedentes técnicos, por lo que esa entidad (municipio) deberá arbitrar, a la brevedad, las medidas necesarias para afinar dicha acta”.

Reparos

“El municipio se comprometió en el 2016 a realizar un sumario administrativo para buscar los responsables de estas anomalías. Esto no se ha realizado, por lo que Contraloría se pronunció a favor de culminar este informe”, manifestó Francisco Sanz. Agregó que “esto nos parece bastante preocupante ya que el municipio no está cumpliendo un compromiso que habría suscrito ante la ciudadanía”. Por esa razón, el edil señaló que el alcalde Javier Muñoz debe ordenar la casa y hacerse cargo de las falencias que están quedando en evidencia con este informe.

Investigar a fondo

En tanto, el concejal Mario Undurraga planteó que el municipio debiera echar a andar un protocolo de ejecución de faenas y contratar más funcionarios en la Dirección de Obras y Secplac.
“Debemos llegar en este tema hasta el final y, si eso significa que hay que judicializarlo, habrá que citar a las personas a declarar. No sé si se robaron la plata o qué es que lo que pasó, pero debemos llegar hasta las últimas consecuencias”, señaló. 




Publicar un comentario

 
Subir