Se trata de un joven de la localidad de Sarmiento, quien se entregó a la policía tras enterarse de que había una orden de captura en su contra por su presunta autoría en el robo que sufrió el local de encomiendas, ubicado en la intersección de Camilo Henríquez y la alameda Manso de Velasco, en noviembre pasado en pleno estallido social.

Libertad

Tomando en cuenta que no tiene antecedentes, el imputado quedó en libertad debido a que la prisión preventiva no fue solicitada por el Ministerio Público. El fiscal Rodrigo Pizarro señaló que "está filmado por las cámaras de seguridad que existen, tanto municipales como privadas, en las inmediaciones del lugar y él tiene una participación activa".


Publicar un comentario

 
Subir