Muy molesto se mostró el consejero regional Pablo Chávez con las consecuencias que dejó el reciente temporal en las inmediaciones del centro asistencial en construcción, ya que se provocaron malos olores, calles inundadas y desagües tapados, entre otros problemas. 

La autoridad calificó como impresentable esa situación , por lo cual fue a inspeccionar las obras y a conversar con dirigentes de los sectores afectados. “Cuando entre en funcionamiento el hospital, tan anhelado por los curicanos, vamos a tener un problema de proporciones. ¿Aguas servidas en la calle? De qué estamos hablando, es impresentable”, indicó.

Soluciones

Chávez puntualizó que "es un problema perfectamente abordable desde el Gobierno Regional. La voluntad política está y vamos a trabajar con el alcalde, los consejeros regionales y en intendente para dar una solución a este tremendo problema. Ya hay proyectos presentados y los vamos a aprobar”, aclaró.

En tanto, la dirigente social del sector afectado, María Raggi, señaló que “esperamos que antes de que comience el invierno se subsane la situación. Necesitamos que las autoridades solucionen los problemas antes que ocurran, no después”.






Publicar un comentario

 
Subir