La denuncia pública se sustenta en el informe emanado por el ente fiscalizador el 22 de febrero pasado, donde por ejemplo, se le pide al municipio curicano información sobre el pago de un millón 487 mil pesos para alimentación del personal militar que llegó a la ciudad en mayo de 2020 en tiempos de pandemia.

Uno de los denunciantes es el candidato a concejal por Curicó, abogado Víctor Bahamondez, quien señaló que faltó transparencia en el uso de esos dineros. “No hay un documento que diga cuántos funcionarios son. Además, los militares tienen esos temas cubiertos, pues todo funcionario público cuando sale de su repartición sale con un viático”, apuntó.

El profesional dijo que otra, presunta, irregularidad tendría relación con el pago a un proveedor de kits de emergencia para combatir el Covid-19 por cerca de cuatro millones 800 mil pesos, lo cual tampoco estaría bien documentando.

Cero fiscalización

Bahamondez hizo un llamado a los actuales concejales curicanos a fiscalizar esos asuntos, pues para eso fueron elegidos por la comunidad. “Los emplazamos para que ellos realicen las acciones legales, ahora si no lo quieren hacer es fácil, den un paso al costado y deje a gente que si tiene la capacidad y el espíritu social para que fiscalicen que los recursos sean bien distribuidos”, acotó.

El abogado estuvo acompañado por los también candidatos a concejal por Curicó Germán Corres y Eugenio González.



Publicar un comentario

 
Subir